Cholera in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Translate

Maestro de Nueva York enfermó de cólera en Cuba

Publicado el martes, 08.27.13

Maestro de Nueva York enfermó de cólera en Cuba
JUAN O. TAMAYO
JTAMAYO@ELNUEVOHERALD.COM

Alfredo Gómez, nacido en Cuba y maestro de una escuela secundaria de
Nueva York, dijo que para males le bastaba con haber contraído el cólera
durante una visita familiar a La Habana este verano. Después recibió la
cuenta de un hospital del gobierno: $ 4,700.

La queja de Gómez llega cuando La Habana informa que 12 turistas
extranjeros y 151 cubanos han caído enfermos de cólera en los últimos
meses, aunque Gómez dice que solamente en el hospital donde se
encontraba hubo de seis a 15 extranjeros en cada uno de los seis días
que estuvo allí.

El informe de La Habana sobre el cólera, su segundo en agosto, parece
apuntar a una mayor transparencia por parte de funcionarios cubanos, que
previamente mantenían silencio sobre la enfermedad, en un esfuerzo por
evitar dañar la industria turística de la isla, que equivale a $2,500
millones al año, según algunos expertos.

Un boletín dado a conocer el viernes por la Organización Panamericana de
la Salud (OPS) dijo que Cuba había reportado ese mismo día 163 casos en
las provincias de La Habana, Santiago de Cuba y Camagüey. La OPS, la
rama hemisférica de la Organización Mundial de la Salud, indicó que los
casos se manifestaron este año, pero no indicó un marco temporal
determinado.

Entre esos casos estuvieron 12 personas que habían viajado a Cuba de
otros países –tres de Italia, dos de Alemania, España, Chile y
Venezuela, y una de los Países Bajos, señaló la OPS. Cuba había
informado de seis de esos casos en otro informe a la OPS, a principios
de este mes.

Periodistas independientes y visitantes como Gómez han reportado cientos
de casos más no confirmados por Cuba, donde los medios de comunicación
estatales casi nunca usan la palabra “cólera”, y en su lugar se refieren
a “enfermedades diarreicas agudas”.

Gómez, de 49 años, que salió de Cuba en 1997 y ahora enseña matemáticas
en William Nottingham High School, de Syracuse, N.Y., dijo que él y dos
de sus familiares se vieron afectados por diarreas intensas dos días
después de comer juntos en un restaurante estatal en La Habana, a
finales de julio.

Médicos del hospital Manuel Fajardo les dijeron que tenían el cólera,
dijo Gómez, y lo trasladaron al Instituto Pedro Kouri de Medicina
Tropical, donde el cuarto piso del hospital está reservado para
extranjeros que contraen la enfermedad.

Gómez dijo que al menos seis y un máximo de 15 extranjeros estuvieron en
el piso en cada uno de los seis días que pasó allí, del 4 al 10 de
agosto, recibiendo antibióticos y líquidos intravenosos para la
enfermedad, que se transmite fácilmente a través del agua y puede causar
la muerte por deshidratación.

Esa misma semana, más de 60 cubanos estaban siendo tratados en salas de
Hospital Kouri reservadas para residentes de la isla con cólera, agregó,
y un sobrino le dijo que un gran número de personas había sido afectado
por la enfermedad en el suburbio habanero de Mantilla.

El tratamiento para los extranjeros en el hospital era muy bueno y mucho
mejor que el que recibían los residentes de la isla, añadió, pero los
problemas se iniciaron cuando los pacientes extranjeros recibieron
enormes cuentas cuando estaban a punto de ser dados de alta del hospital.

El maestro de Nueva York oyó a dos españoles hablando por teléfono con
sus compañías de seguros en Madrid, tratando de averiguar cómo y cuánto
pagar, dijo Gómez. Y él fue presionado fuertemente para pagar su factura
con su tarjeta de crédito o a través de su póliza de seguro de salud de
Estados Unidos.

“Me querían cobrar, y trataron por todos los medios de que les pagara”,
dijo en una entrevista telefónica con El Nuevo Herald desde Syracuse.
“Fue una actitud abusiva, grosera. No querían dejarme ir sin pagar”.

La cuenta que se le mostró era de $4,700, pero se fue sin pagar, añadió,
argumentando que el embargo de Estados Unidos le prohibía el pago y que,
en cualquier caso, su cuenta debía ser pagada por el restaurante estatal
donde contrajo el cólera.

Cuba técnicamente requiere que los turistas procedentes del extranjero
obtengan pólizas de salud cubanas independientes, que por lo general se
compran al llegar al aeropuerto. No está claro por qué esas pólizas no
costeaban las estancias de los extranjeros en el hospital Kourí.

El cólera reapareció en Cuba el verano pasado, después de una ausencia
de unos 100 años, con el regreso de médicos cubanos que habían trabajado
en Haití, donde la epidemia ha matado a más de 8,200 personas desde el
2010. La Habana ha confirmado sólo tres muertes en la isla, aunque
periodistas independientes han reportado decenas más.

El comunicado emitido el viernes por la OPS dijo, por su parte, que La
Habana había informado de 47 casos de cólera después que el huracán
Sandy azotó la región oriental de la isla en octubre, y otros 51 casos
en la provincia de La Habana a principios de este año.

El informe de La Habana carece de detalles “pero parece que están
tratando de ser más públicos”, dijo Sherri Porcelain, profesora de salud
pública mundial de la Universidad de Miami y investigadora adjunta in el
Instituto de Estudios Cubanos y Cubanoamericanos.

Cuba “informó que fueron implementadas acciones de control rápidas y
apropiadas en respuesta a estos brotes”, agregó la OPS, sin mencionar la
negativa de los medios de comunicación estatal, en la mayoría de los
casos, al uso de la palabra “cólera”.

“Por la información recibida, Cuba continúa desarrollando e
implementando planes de prevención y control del cólera, fortaleciendo
la conciencia sobre las medidas preventivas por parte del público,
controlando los sitios de preparación de alimentos y llevar a cabo una
vigilancia epidemiológica de las enfermedades diarreicas agudas”, dijo
la OPS.

“Las campañas de concientización sobre la salud pública se
intensificaron durante la temporada de verano, en especial las
relacionadas con el lavado de manos, el consumo de agua clorada, la
preparación de alimentos seguros (y) el lavado de frutas y verduras”,
puntualizó.

Source: “Maestro de Nueva York enfermó de cólera en Cuba – Cuba –
ElNuevoHerald.com” –
http://www.elnuevoherald.com/2013/08/27/v-fullstory/1552589/maestro-de-ny-enfermo-de-colera.html

Tags: , , , , , , , , , , , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *