Cholera in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Translate

El silencio de Cuba es peligroso para la salud

Publicado el miércoles, 07.31.13

El silencio de Cuba es peligroso para la salud
SHERRI L. PORCELAIN

El cólera, la malaria y el dengue han vuelto a Cuba. El deterioro de los
sistemas de agua, cloacas y sanidad han creado las condiciones para que
esas enfermedades puedan propagarse rápidamente. El mosquito del dengue
y la bacteria del cólera, que se contrae cuando se bebe agua o comida
infectada, presentan un gran peligro para los cubanos así como para los
turistas.

El médico Luis Suárez Rojas de la Escuela Nacional de Medicina de Cuba,
captura la paradoja del sistema de salud cubano cuando utiliza el
término silencio epidemiológico para referirse a la posición oficial de
Cuba frente al brote de enfermedades. Cuba es un caso particular debido
a la gran cantidad surgida allí de especialistas en enfermedades
contagiosas.

Aun así, la actual política de referirse al dengue como una enfermedad
febril o al cólera como una enfermedad gastrointestinal, demuestra la
poca ética del sistema de salud que afecta a personas dentro y fuera de
la isla. La decisión del gobierno cubano de no compartir esta
información con los turistas atrofia los esfuerzos globales de salud
pública, al igual que incita rumores y crea confusión. Suárez Rojas
explicacómo el silencio epidemiológico no ayuda a los pacientesy puede
afectar el nivel percibido de gravedad de la enfermedad. El silencio
tampoco ataca al mosquito aedes aegypti que carga el virus de la fiebre
amarilla.

El Programa para Monitorear Enfermedades Emergentes (ProMed), el cual
opera bajo la Sociedad Internacional para Enfermedades Contagiosas, es
red de información en internet creada en 1994 para compartir información
sobre enfermedades contagiosas que están apareciendo de nuevo.

ProMed continúa compartiendo datos sobre el brote de cólera en el 2012
en Manzanillo (Provincia Granma) que ya se ha expandido en todo el
Oriente del país y hasta La Habana.

En junio del 2013, un periodista independiente de Hablemos Press reportó
cerca de 30 casos de malaria en Cuba. El gobierno cubano respondió
categorizando los casos como importados por turistas o por residentes
cubanos que habían viajado a lugares infectados. La trayectoria del
gobierno cubano sobre enfermedades contagiosas lo deja a uno
cuestionando la veracidad del reporte oficial.

John Beier, experto en malaria y profesor de Salud Pública de la Escuela
de Medicina de la Universidad de Miami, declaró que Cuba es susceptible
porque el mosquito nunca ha sido erradicado. También es importante
reconocer que pueden existir zonas de transmisión creadas por casos de
malaria importada de regiones cercanas como la Española. Pero aun así no
existe ningún reporte oficial del gobierno cubano.

Es importante compartir evidencia epidemiológica de manera rápida para
mantener una cooperación global de salud pública, al igual que promover
la transparencia para prevenir una amenaza global. La evidencia
epidemiológica no es un secreto de Estado como lo propuso Cuba en los
1980 y los 1990 cuando negó casos de dengue y encarceló a los
profesionales que los reportaron.

La política de Cuba de ocultar información sobre enfermedades
contagiosas para cuidar su imagen y no afectar el turismo es inaceptable.

Tenemos que: Promover el conocimiento sobre cómo evitar los mosquitos, y
el peligro del dengue, el cólera y la malaria a quienes viajan a Cuba.

Ser precavidos y usar Kits de Diagnosis Rápida (RDK) para identificar
enfermedades como el dengue y la malaria. Es importante que clínicas con
profesionales entrenados puedan hacer estas pruebas. La doctora. Kunjana
Mavunda, directora de medicina y especialista de enfermedades tropicales
en la Clínica Internacional de Viajes en el sur de Miami, apoya esta
iniciativa. “Yo he estado estudiando casos en donde estos kits son
utilizados y es importante obtener el historial del paciente e
identificar posibles riesgos”.

Un dialogo más amplio sobre el silencio epidemiológico de Cuba. El
silencio es peligroso para la salud.

Profesora titulada en Salud Pública e Investigadora Asociada , Instituto
de Estudios Cubanos y Cubano-Americanos de UM.

Source: “SHERRI L. PORCELAIN: El silencio de Cuba es peligroso para la
salud – Opinión – ElNuevoHerald.com” –
http://www.elnuevoherald.com/2013/07/31/1534442/sherri-l-porcelain-el-silencio.html

Tags: , , , , , , , ,

One Response to El silencio de Cuba es peligroso para la salud

  • Jose felix oletta says:

    Sociedad Venezolana de Salud Pública
    Red Defendamos la Epidemiología Nacional

    Alerta
    Casos de cólera en Venezuela importados de Cuba
    8 de agosto de 2013

    Autores
    Ana C. Carvajal
    José Félix Oletta López
    Carlos Walter
    Andrés Barreto
    Saúl O. Peña

    El cólera es una enfermedad infecciosa de denuncia obligatoria, extremadamente fácil de transmitirse y diseminarse mediante el consumo de agua y alimentos contaminados con heces de los enfermos de cólera. La enfermedad produce diarrea aguda muy abundante y severa deshidratación en pocas horas por lo que pone en peligro de vida a las personas que sufren dicha enfermedad. (1)
    Después de la epidemia de cólera el año 1991, que afectó a varios países de América Latina,( 2) la enfermedad se presentó en Haití el año 2010, catalogada por los expertos como la epidemia más importante de este siglo en el Continente Americano, la enfermedad se diseminó a República Dominicana. (3,4,5) En Venezuela entre enero y febrero de 2011, se presentó un brote de cólera importado desde República Dominicana que afectó al menos a 95 venezolanos que viajaron a ese país a la celebración de una boda, el brote fue identificado y rápidamente controlado a nivel del sistema de salud privado, donde acudieron los primeros pacientes con típica sintomatología gastrointestinal. (6)
    En Junio del año 2012, el Ministerio de Salud Pública cubano informó de la presencia de cólera autóctono en Cuba, Manzanillo (Municipio de Colima, Provincia de Granma). Más de 1.000 personas fueron afectadas por diarrea aguda severa; a 53 personas se les identificó Vibrio cholerae, al menos 3 fallecieron. (7,8,9) Fue la primera vez en 130 años que se identificó la enfermedad en dicho país y coincidió con una fuerte temporada de lluvias. El Ministerio de Salud Pública anunció a finales de diciembre del 2012 que el brote de cólera ya había sido erradicado, contabilizándose tres fallecidos y 417 casos confirmados en todo el país.
    A principio del año 2013, se presentaron varios casos de Cólera en la isla de Cuba según fuentes no oficiales y recientemente en julio y en los primeros días de agosto, nuevamente, fuentes no oficiales informaron que dos prisioneros murieron “en la cárcel provincial de la Provincia de Granma, conocida por Las Mangas, y otros siete permanecen en estado grave como consecuencia de la epidemia de cólera que ha infectado a más de 30 reclusos en ese centro penitenciario.” Otras fuentes no oficiales han informado casos similares en las Provincias de Holguin, Ciego del Ávila, Camagüey, Santiago de Cuba, Matanzas, Sancti Spíritus, Mayabeque y la Habana, situación que no ha sido informada ni confirmada aún por las Autoridades cubanas. (10, 11)
    En el Boletín Epidemiológico N· 12 del Ministerio del Poder Popular de la Salud, con datos hasta el 23 de marzo de 2013 registró 2 casos sospechosos de cólera en Venezuela, el primero identificado en el boletín 11 como caso acumulado y el segundo en el boletín 12, ocurrido en esa semana, en una persona adulta entre 20 y 24 años. Esta fuente oficial no revela otros datos, ni el vínculo epidemiológico de ambos casos. (12,13) No indica si se trató de casos autóctonos de un mismo origen o son casos importados. Una nota aclaratoria de Boletines posteriores señala que los cultivos para V. cholerae de los casos sospechosos fueron negativos. Información confiable de una fuente regional indica que uno de los casos fue registrado en el estado Vargas. Estado que es puerta de entrada a Venezuela, vía aérea y marítima y puede hacer sospechar que se trata de casos importados.
    No se alertó de manera especial a la población, ni al personal de salud de la existencia de estos casos.

    Extraoficialmente tenemos conocimiento que el día 7 de agosto de 2013, se identificaron dos casos de cólera importados de Cuba que fueron confirmados por laboratorio y se encuentran hospitalizados en clínicas privadas del este de Caracas. Se trata de una pareja que regresó de la Habana, Cuba, comenzaron los síntomas con diarrea aguda copiosa que ameritó hospitalización el 6 de agosto, los cultivos fueron reportados positivos para V. Cholerae el 7 de agosto. Los médicos tratantes hicieron la notificación al MPPS, por tratarse de una enfermedad de denuncia obligatoria.
    El MPPS tiene a su vez la obligación impostergable de informar a la comunidad médica y a la población en general sobre estos casos de cólera, importados de Cuba en Venezuela. Deben activarse las medidas de control a nivel de los aeropuertos, tal como lo recomienda el Reglamento Sanitario Internacional. Así mismo, el Ministerio del Poder Popular de la Salud debe cumplir con la notificación internacional de estos casos como está obligado a hacerlo, por tratarse de una enfermedad de grave impacto de salud pública internacional.
    El Gobierno de Cuba igualmente está obligado a hacer la notificación internacional de la situación de epidemia no reconocida oficialmente, que está afectando al parecer la mayoría de las Provincias de la isla y que existe el riesgo de exportación de casos a otros países de la región, por personas que han contraído la enfermedad durante su permanencia en Cuba y que viajan a otros países o a sus países de origen.

    Recomendaciones (1)
    Al aparecer casos importados en un país, se debe:
    a. Intensificar la vigilancia epidemiológica con búsqueda activa de casos.
    b. Confirmar los casos por medio de laboratorio de salud pública y monitorizar la diseminación geográfica y la sensibilidad microbiana.
    c. Sensibilizar a los médicos y profesionales de salud acerca de la existencia de casos y la necesidad de identificar tempranamente los casos sospechosos, realizar diagnóstico de los casos y ofrecer el tratamiento oportuno.
    d. Dotar a los hospitales de los recursos necesarios para la atención de los pacientes con: soluciones de hidratación endovenosa, antibióticos, personal para la atención de los pacientes, suministro a laboratorio para el diagnóstico de los casos.
    e. Activar las comisiones de cólera en las instituciones sanitarias y aplicar las lecciones aprendidas de epidemias anteriores.

    Otras recomendaciones de Salud Pública:
    a. Las vías de transmisión de la enfermedad se minimizan cuando el nivel de saneamiento ambiental (abastecimiento de agua y alcantarillado), educación sanitaria e higiene son adecuados.
    b. Las únicas barreras efectivas de control de la enfermedad son las acciones de salud pública y la educación para la salud.
    c. Reconociendo que los focos infecciosos son las excretas de las personas infectadas, el esfuerzo primario debe estar dirigido a su correcta disposición y eliminación.

    Las medidas de control relacionadas con el manejo de las excretas deben considerar:
    a. Disposición sanitaria de las excretas por medio de letrinas con protección de insectos, pozos sépticos o enterramiento de las heces en las áreas que no dispongan de facilidad de alcantarillado y manejo sanitario de las excretas en centros de atención médica.
    b. Prohibición del uso de aguas residuales crudas en el riego de productos agrícolas de consumo crudo.
    c. Control de las prácticas en la manipulación de alimentos: lavado de las manos y adquisición, lavado-desinfección, almacenamiento, protección, preparación y cocción.
    d. Prohibición del consumo de productos vegetales e hidrobiológicos crudos.
    e. Tratamiento adecuado del agua de consumo humano: desinfección mediante hervido, filtración y cloración. Vigilancia permanente de su calidad.

    Medidas de control de aeropuertos y otras puertas de entrada
    a. Realizar ficha epidemiológica de identificación a los pacientes que ingresan a Venezuela, provenientes de Cuba, Haití y República Dominicana y de otros países con presencia de cólera en su territorio. La información de la ficha incluye: dirección y teléfono para localizar a los pacientes y contactos.
    b. Informar a los viajeros para que acudan precozmente a una institución sanitaria si presentan síntomas de diarrea.
    c. Notificar de forma inmediata los casos sospechosos a las autoridades sanitarias correspondientes
    d. Establecer cuarentena si los casos se presentan a bordo de un barco.
    Recomendaciones individuales de cólera y de otras enfermedades de transmisión hídrica-alimentaria.
    a. Lávese las manos minuciosamente con jabón después de usar el baño y antes de preparar y consumir alimentos.
    b. Evite consumir alimentos de dudosa procedencia o en puestos ambulantes de venta de comida.
    c. Disponga las heces de forma sanitaria para prevenir contaminación de agua y alimentos.
    d. Consuma agua potable hervida, embotellada o tratada.
    e. Si usted viaja a un país donde hay cólera, evite comer alimentos crudos, especialmente: mariscos, crustáceos y pescado crudo.
    Referencias.
    1. Carvajal Ana, Oletta López JF. RSCMV. Noticias epidemiológicas No 25. Cólera, una amenaza para la Región. 14 de noviembre de 2010.
    2 .OPS. Número de casos de cólera en las Américas, 1990–2008.
    3. Naciones Unidas teme que cólera se extienda en Haití. Publicado el 26 Octubre 2010.
    4. OPS. Alerta Epidemiológica: Cólera. 27 octubre 2010. http://www.paho.org
    5. OPS. Alerta Epidemiológica: Actualización del Cólera en Haití. 7 de Noviembre de 2010. Disponible en http://www.paho.org
    6. Oletta López JF , Carvajal A. Alerta Epidemiológica N· 170. Red de Sociedades Científicas Médicas Venezolanas, 29 de enero de 2011, disponible en: http://www.rscmv.org.ve
    7. Oletta López JF. Carvajal. Peña S. Paludismo, en epidemia. Presencia de cólera autóctono en Cuba. RSCMV. Alerta epidemiológica N· 237. 5 de julio de 2012.
    8. Oletta L.ópez JF, Carvajal A., Peña S. RSCMV. Alerta epidemiológica N· 238. Dengue y Cólera en expansión en Cuba. 14 de julio de 2012
    9. Oletta López JF , Carvajal A. Peña S. RSCMV. Alerta epidemiológica N· 239 Epidemia de cólera en Cuba, inconsistencias y opacidad de información . 22 de julio de 2012
    10. ProMED-mail (http://www.promedmail.org )es un programa de la Sociedad Internacional de Enfermedades Infecciosas . Fuente: Café Fuerte, EEUU [Editado por Jaime Torres]. 02 de agosto, 2013
    11. http://www.coleracuba.impela.net Consultado el 7 de agosto de 2013.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *